Idiomas

EL TÉ VERDE Y LA OBESIDAD

Al té verde se le atribuyen innumerables propiedades beneficiosas. Ayuda a mantener los niveles de azúcar en la sangre, contribuye a reducir el colesterol, es un muy buen antioxidante lo cual ayuda a la circulación, reduce el envejecimiento y según numerosos estudios parece tener un papel relevante en la prevención de diversos tipos de cáncer.

Es bueno para la próstata, la piel, el pelo, el hígado, el sueño y el sistema inmunológico entre otros muchos beneficios.

Y al parecer, según un estudio reciente realizado en la universidad de Penn State también es un buen aliado si nuestro propósito es no engordar.

Unos experimentos con ratones a los que se había alimentado con una dieta rica en grasa, revelaron que el grupo de ratones a los que se les había incluido en la dieta un extracto descafeinado de té verde y a su vez realizaban ejercicio físico, redujeron su masa corporal una media del 27,1% y, más concretamente, una reducción de la grasa abdominal del 36,6%.

Los ratones que no hicieron ejercicio, o los que no tomaron el extracto de té verde, experimentaron cambios mucho menos significativos en el peso y la salud, ya que los ratones sujetos a estudio también mejoraron sus niveles de azúcar en sangre, así como sus niveles de insulina.

El estudio parece prometedor ya que al parecer a las personas también podría ayudarnos esta combinación de té verde y ejercicio físico.

¿Te gustan estos artículos?

Suscríbete para recibirlos por e-mail y disfrutar de otras muchas ventajas

TOP

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies